Cita del día



CITA DEL DÍA: "El conocimiento se adquiere por medio del estudio; la sabiduría, por medio de la observación" (Marilyn vos Savant).

Entrada antigua de la semana

ENTRADA ANTIGUA DE LA SEMANA: Pinocho (cuento)


sábado, 21 de junio de 2014

Mi sobrino Jaime (5 de 9)




Se lo das todo lo desordenado que quieras y en  medio
 minuto te lo devuelve con un color en cada cara.





Cuando nació le dijeron a su madre: "Ha tenido usted un armario ropero". Siempre apuntó maneras de lo que ha terminado convirtiéndose en metro ochenta y tantos de fornido chicarrón. Venía así de fábrica. No necesita pasar por el gimnasio para estar cuadrado y duro como una piedra.

Defensa central leñero, como no podía ser de otra forma. Tan fuerte como buena persona. Si puede servirte de ayuda en algo lo intuye, se te ofrece y le quita importancia, para que no tengas que agradecérselo. 

En la familia de su madre se empeñaron en preocuparse por él, seguramente porque el chaval había salido a la nuestra. No sé si llegaron a consultar al psicólogo, pero me figuro una conversación similar a ésta:
—Estoy preocupada por mi hijo el segundo.
—¿Tiene algún problema?
—Es raro.
—¿Pero qué tipo de rareza? ¿Es extremadamente feo?
—Qué va, si es guapísimo. Está mal que yo lo diga, pero todo el mundo lo comenta.
—¿Enclenque? ¿Se aprovechan de su debilidad los más fuertes?
—No hombre, no. Si es el más fuerte de la clase. Sus compañeros acuden a él cuando necesitan protección.
—¿Demasiado agresivo entonces?
—Tampoco. Si tiene que pegarse con alguien se pega, pero nunca empieza las peleas. Además no tiene demasiadas, porque habitualmente los que han reñido con él no quieren repetir.
—Ya veo que el problema está en los estudios. ¿Saca malas notas?
—Vuelve a fallarle el olfato. Es de los primeros de la clase. 
—¿Entonces es que tiene algún problema de adaptación?
—Ahí ya le veo más centrado. Es tímido.
—¿Pero cómo de tímido? ¿Le cuesta relacionarse? ¿No tiene amigos?
—No es eso. Lo cierto es que se lo rifan los chicos de su clase. Todos quieren ser sus amigos. Tengo un presupuesto con él en regalos de cumpleaños.
—Creo que más que un problema tiene usted un mirlo blanco. Si yo tuviera una hija de su edad le tirábamos los tejos. Me rindo. ¿Cuál es en realidad el motivo de su preocupación?
—Que no le gusta bailar.

Los varones de mi familia no bailamos. Y no es porque tengamos un acusado sentido del ridículo —que también—, sino porque resulta grotesco. Para qué vamos a engañarnos. Muchas personas han querido redimirnos de nuestra timidez, mostrándonos la soltura con que ellas se contorsionaban y preguntándonos si las encontrábamos ridículas. Como también somos educados, nunca les hemos respondido.

Soy consciente de que alguno de mis lectores más raros no estará de acuerdo con mi opinión sobre el baile, pero en lo que sí coincidiremos es en que no debe ser motivo de grave preocupación el hecho de que a un niño no le guste practicarlo. Sobre todo si ese rechazo lo lleva en los genes paternos.

Un error que podías cometer con mi sobrino de crío era considerarlo autosuficiente, debido a su fortaleza física. Siempre fue un niño muy sensible, que necesitaba sentirse querido. Mi madre —nadie mejor que la abuela para captar esos detalles— nos lo decía con frecuencia. Aunque realmente no era necesario, porque Jaime siempre se ha hecho querer. Adorar. Todavía a sus ya cumplidos veinte años y con sus largos ciento ochenta centímetros de morlaco, el mero hecho de pronunciar su nombre sigue despertando en todos los miembros de mi familia una tierna sonrisa de simpatía y cariño.


Guillermo (4)                                                Página principal                                                Diego (6)

34 comentarios:

  1. El churri tampoco baila nunca. Cosa que me cuesta comprender porque a mí se me van solos los piececillos. Jajajaja.

    Pero no ser amante del baile no es de lo peor que se puede adolecer. Jajajaja. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que tienes un churri como Dios manda. Eso de bailar es cosa de mujeres.
      Besos.

      Eliminar
  2. Lo del cubo de Rubik merece toda mi admiración.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Yo bailé en la boda, porque no me quedó otra, y hasta ahora, debe ser algo muy común en el género masculino, si señor :)

    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que sí es muy común en los hombres. Y los que bailan tienen una ilusión tremenda porque no te pierdas semejante diversión.
      Un abrazo.

      Eliminar
    2. ehhh.. ahora que lo decís, creo que solo conozco a un chico que baila!!! curiosly!

      Eliminar
    3. No pensaba yo que estaba tan generalizada la cosa.

      Eliminar
  4. Yo debo ser un poco masculina aunque no sea Almudevar. Cada vez llevo peor eso de bailar.
    Un beso Chemary

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Masculina no. Tú es que siempre has sido una chica muy sensata, Melanita.
      Me alegra verte por aquí.
      Besos.

      Eliminar
  5. Tu madre tiene razón, la persona sensible es frágil como el cristal de Murano, que se roza enseguida y se resquebraja. Tu sobrino siempre necesitará sentirse querido porque está hecho con materiales de derribo, por muy fornido que sea. Lo del Rubik me lo comentaste en una ocasión en una entrada que hice en mi blog; que tenías un sobrino que era un crack en volverlo a ordenar.
    Todo lo que atañe a aspectos de la interioridad humana y sus preferencias no está sujeto a medida científica así que si no os gusta el baile, está bien. Lo que sí repruebo es todo lo conduce a la disolución de la verdadera naturaleza de una persona y la convierte en un títere de los demás para complacerlos, dejando de lado el concepto de coherencia, entre lo que piensa y lo que acaba haciendo. Dicho esto, todos somos raros, o diferentes, de una forma u otra. Yo la primera.
    Un fuerte abrazo, Chema. Y feliz domingo, porque ya queda poco para que acabe el sábado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Feliz domingo también para ti, Karima. Muchas gracias por tu comentario.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  6. O se baila bien o no se baila, peeeeeero, con matices.
    Una vez en una disco ante la actuación de una chica penosa en la jaula de baile, otra se burlo de ella a lo que contestó la gogó: Mira guapa, aquí las dos hacemos el ridículo, solo que yo cobrando y tu pagando.
    Tu relato me ha recordado aquel episodio, ¡¡¡jatetu!!!
    Un beso infernal :D

    ResponderEliminar
  7. Sonrisa de simpatía que se ha hecho extensible en todos tus lectores al terminar el post. Un achuchón para esa torre que despierta en su entorno tanto cariño.
    Besos Chema. Feliz domingo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra haberlo sabido transmitir, María Pilar.
      Besos y feliz domingo también para ti.

      Eliminar
  8. No baila como la mayoría de los tíos, y si lo hacen es por interés... Qué orgullo de tío! Si yo fuera él estaría babeando con esta entrada.

    Enhorabuena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Interés por sacar tajada? ¿Ves? Si es que no hay nada más noble que no bailar. Tú nos comprendes.
      Besos.

      Eliminar
  9. ¡Chocalas! Yo tampoco bailo ni los ojos, tengo dos pies izquierdos y la gracia de un elefante al bailar, mejor no lo hago.

    Tu sobrino es una ternura muy grande je.

    Besos Chema

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las aptitudes que Dios no te dio para los pies te las compensó con creces en la cabeza. No se portó mal.
      La verdad es que tengo unos magníficos sobrinos. Y todavía no he hablado de cuatro.
      Besos, Flor de María.

      Eliminar
    2. La otra noche que no podía dormir me acorde de ti, me pregunte como serias físicamente pero no pude imaginarte. Y así estuve hasta que me quede dormida jaja.

      Bueno chao

      Eliminar
    3. Considerando que me demuestras un aprecio y que además me mirarás con buenos ojos por ser paisano de Bunbury, seguro que el resultado que salga de tu imaginación será mejor que la realidad. En consecuencia, casi va a ser mejor que no te saque de tu error. Lo que sí voy a añadir a mi currículum es la facultad de hacer conciliar el sueño a las personas desveladas.
      Beso.

      Eliminar
  10. Yo bailaba como los ángeles, pero ahora como me estoy quedando medio enano, y con las piernas que en verano de las varices me duelen con cojones, ya de bailar "na de na". Andar ya me viene justo . Eso es lo que siempre se ha dicho "un chicarrón del norte".

    Abrazo Macondo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No entiendo eso de que mengües. Además, con el centro de gravedad más bajo, supongo que tiene que bailarse mejor.
      Un abrazo, Rafa.

      Eliminar

  11. lo tiene todo el caballero Jaime.. ¿habrá salido al tío?

    BUENOS DÍAS!! un besico!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El tío solo le gana en años y le iguala en afición al baile. En todo lo demás gana él de calle.
      Buenos días.
      Besos.

      Eliminar
  12. A ver que te digo. Tu sobrino, ¿está soltero? Quiero decir, tu sobrino... ¿está soltero?

    Como te lo digo yo... ¿está soltero?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No va a estar casado a los veinte años el angelico. Lo que sí tienes es dura competencia, porque tiene novia y el chaval es muy formal.

      Eliminar
  13. Respuestas
    1. Así es, Belén. Y no es que me ciegue el cariño de tío. ;-)

      Eliminar
  14. Lo del Cubo es impresionante. Cuando estudiaba en la universidad haciamos tornes para ver quien lo armaba en menos tiempos... Nunca pude bajar de 3 minutos.

    Admirable lo de tu sobrino

    Chema, ¿te has dado cuenta que escribes muy bien?

    PD... voy regresando poco a poco aunque todavía sigo de vacaciones mundialistas.

    Abrazos
    Carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cubo yo no lo hago ni en tres días.
      Lo de que escribo bien sólo lo decía mi abuela y algunas otras personas que me aprecian.
      No habrás disfrutado mucho con la todavía campeona del mundo.
      Veo que has escrito. Mañana te leo con más calma, que hoy es un poco tarde.
      Un abrazo, Carlos.

      Eliminar
  15. Aquí el padre de las criaturas sólo baila tras previo paso haciendo horas de barra, ya me entiende usted, y a Primogénito nunca le he visto hacerlo, así que debe ser un mal del mismo género del que sólo se libran unos pocos.
    Besines

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya veo que no hay motivo para sentirnos acomplejados. Muchas gracias.
      Besos.

      Eliminar